Nepal 2017

Este proyecto tuvo como objetivo ayudar a los 18 niños ciegos del colegio Chandeswory (Nepal). Se reunieron fondos para la compra de instrumentos musicales para el desarrollo de talleres de Arteterapia, juguetes adaptados para la mejora de sus habilidades interpersonales, una fuente potabilizadora para el suministro de agua limpia libre de Ecoli, un frigorífico y una lavadora. El proyecto en cifras:
  • ONG beneficiaria: PETIT MON
  • Objetivo principal:adquisición de Aula de música, fuente de potabilización, frigorífico, y lavadora para los 17 niños invidentes del Colegio Chandeswory, y adquisición de ordenador y diverso material deportivo para los 30 niños y niñas del Orfanato Sano Sansar de Kathmandú
  • Beneficiarios directos: 47 (30 + 17) niños de Chandeswory y del orfanato Sano Sansar
  • Presupuesto del proyecto : 10.000 €
  • Fuente de financiación: Ayuntamiento de Albacete y 5 empresas patrocinadoras
Mas detalles: El Colegio Chandeswory se encuentra en el pueblo de Akkare, a 77 km de Katmandu, en uno de los municipios más afectados por el terremoto de 2015. Akkare es muy peculiar ya que con tan solo 800 habitantes alberga este colegio para más de 700 niños, procedentes todos ellos de las zonas rurales de los alrededores. Lamentablemente tras los graves terremotos, este importante centro educativo se vino abajo. Especial relevancia cobra el colectivo de 18 niños invidentes de este colegio. Un colectivo, el de los niños ciegos, que vive estigmatizado en Nepal, por su enfermedad y carente de material educativo que favorezca su inclusión con el resto de niños, y reconstruya su autoestima. Sobre el terreno se contó para este proyecto con el apoyo experto de la Fundación Petit Mon, una organización española sin ánimo de lucro que lleva años desarrollando proyectos de cooperación internacional, y más concretamente en Nepal, y de Art23 una asociación benéfica de arquitectos que se ocupó de liderar el proyecto de reconstrucción de Chandeswory tras el terremoto. Adicionalmente se destinaron fondos para la compra de un ordenador, y diverso material deportivo, para los 30 niños y niñas del orfanato Sano Sansar de Kathmandú, gestonado por la Fundación Petit Mon.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *